FIV en tiempos de COVID

Dos años desde que comenzase la pandemia, la nube del COVID-19 aún persiste. Por un lado, parece que estamos aprendiendo a vivir en esta nueva normalidad. Sin embargo, con algunas restricciones aún vigentes y riesgos continuos, la situación para alguien que necesita el tratamiento FIV es por lo menos desafiante. Aquí en Access Fertility, queremos ofrecer nuestro apoyo a cualquiera que esté pasando por este viaje ya difícil por sí solo. Aquí tenemos cinco consejos para cualquier persona que se someta a un tratamiento FIV en estos tiempos de convivencia con el COVID-19.

FIV en tiempos de COVID
  1. Descubra las medidas de seguridad de la clínica

    La gran mayoría de clínicas han introducido medidas y protocolos para garantizar a sus pacientes que sus clínicas sean seguras y sigan las normativas establecidas. Sin embargo, muchas clínicas están luchando con los mismos problemas de personal que otros sectores, lo que puede causar retrasos en el tratamiento. Recomendamos que se hable con la clínica antes de registrarse. Quizás ahora más que nunca, es importante elegir una clínica que esté cerca de ti, para minimizar las interrupciones y reducir el riesgo que implica un viaje más largo. Para ver todas las clínicas líderes en tratamientos FIV que colaboran con Access Fertility ofreciendo nuestros programas, visite nuestro buscador de clínicas.

  2. Vacúnate

    El consejo de la CDC (Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades) es muy claro: no hay absolutamente ninguna evidencia, y ninguna razón teórica, de que alguna de las vacunas pueda afectar a la fertilidad de las mujeres o los hombres. Esto se aplica tanto si lo estás intentando por tu cuenta como si estás pensando en realizar un tratamiento FIV. Es por este motivo que recomendamos que te vacunes, para ayudar a protegerte y, con suerte, a tu bebé, de infecciones.

  3. No te sientas solo

    Dado que una prueba positiva de COVID-19 significaría tener que cancelar un ciclo de FIV, el aislamiento ayudara a que puedas continuar con tu tratamiento una vez ya estés recuperado y a proteger a la gente de tu alrededor. Sin embargo, es importante lograr un equilibrio y evitar cualquier riesgo que pueda afectar a tu salud mental al encerrarte. Encuentra tu red de apoyo, ya sea de amigos o familiares, para que puedan hacer más ameno el tiempo de espera hasta que ya te sientas totalmente recuperada. Es importante poder hablar sobre tu experiencia y obtener el apoyo que necesitas.

  4. Considera congelar los ovocitos

    Dada la incertidumbre de los tiempos en los que nos encontramos, no sorprende que cada vez más mujeres estén considerando congelar los ovocitos. Para las mujeres que actualmente no se sienten preparadas para tener un hijo, puede ser una buena idea posponer el tener un bebé el tiempo que se desee. Consulta con un especialista del campo de la fertilidad para discutir tu situación y comprender las mejores opciones para ti. Hay que tener en cuenta que, lamentablemente, los planes de Access Fertility solo cubren el uso de embriones creados en nuestros programas.

  5. Preparándose para un bebé bajo restricciones

    Por supuesto, la pandemia de COVID-19 no solo ha afectado a los tratamientos FIV, sino también a la situación de aquellos afortunados pacientes que tienen un bebé como resultado. Las reglas en los hospitales cambian constantemente, así que te aconsejamos que estés atenta a las últimas regulaciones para saber qué esperar del parto. Puede ser que no puedas tener un compañero/a contigo, y quizás desees prepararte para esta posibilidad.

Si tienes alguna pregunta o inquietud sobre su tratamiento de FIV durante COVID-19, nuestros consultores de pacientes te pueden ayudar; no dudes en solicitar una llamada con ellos.

¿Listos para empezar?

Llama a Access Fertility para una consulta gratuita y sin compromiso en la que analizaremos tus opciones.